El caso del "canon AEDE"

Quedan muy pocos días para que el próximo 22 de julio de 2014 pueda ser aprobado, por parte del gobierno español, el "canon AEDE", la "tasa Google", el "canonazo" o como se denomina oficialmente la reforma de la Ley de Propiedad Intelectual (LPI). Un canon irrenunciable por citar o enlazar en interner, ya hagas contenido con copyright o sin el (y eso si, el canon lo va a cobrar otro).

Además se haría por lo bajini, de tapadillo, para que no se entere nadie, que es verano. Una reforma urgentísima y de <sarcasmo>amplio interés general</sarcasmo> que solo favorece a los medios de AEDE (no enlazo la web aede .es, que no han sacado aún la tarifa).

Como todos habéis podido comprobar, los detalles de esta ley están ampliamente recogidos por los principales diarios españoles. No pongo enlaces porque aún no los he encontrado.

Canon Aede

¿Y estos de AEDE de quién son?

Pues es un grupo de editores de antiguo y caduco negocio que quizás quieran mantener a flote a base de impuestos privados que alguien tendrá que pagar, lo que se dice vivir del cuento. Si google, facebook o twitter se niegan, pues podrían poner en el punto de mira a cualquiera que les enlace, argumentando que se aprovechan de su trabajo. ¿Pero si les estamos llevando tráfico?

Sus siglas corresponden a la Asociación de Editores de Diarios Españoles y lo forman una selecta lista de grupos como Vocento, Prisa, Unidad Editorial, entre otros. Podéis ver sus cabeceras en esa web que no tendríamos derecho a citar.

Contrasta con otra asociación, la AEEPP, la Asociación Española de Publicaciones Periódicas, que rechaza esta reforma de la LPI por ser lógicamente dañina contra sus intereses. ¡Ellos quieren que se les citen y se les enlace! ¡Esto es internet no un libro con principio y fin!

Canon Aede

¿Qué fue del derecho a cita?

La legislación española contempla en el artículo 32 del Texto Refundido de la Ley de Propiedad Intelectual (TRLPI) según el Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril, el derecho a cita, que nos permite citar y mostrar el origen de toda la información que utilizamos. Ver en Wikipedia

Pues debe ser que en este derecho a cita algunos han encontrado un nuevo modelo de negocio, y van a saco a por ello, aunque las formas y el camino que llevan, van dejando un reguero que huele bastante mal y está muy lejos de solucionar sus problemas.

Pero resulta que ese derecho a cita forma parte de su trabajo, es lo que hacen una y otra vez, todos los días, sus famosas fuentes de información. ¿Se van a pagar a sí mismos en una recursividad sin fin? Y es que ya viven de compartir información, citar y hacer refritos del trabajo de otros.

¿Esta limitación del derecho a cita no va en contra de los intereses de AEDE? Pues si, se trata de un disparo al pie, y nadie comprende esta fijación por limitar el derecho de la mayoría, si con ello ni siquiera van a reflotar su caduco sistema de negocio. Si venden poco no es problema de los enlaces ni de las citas. Todo lo contrario, reciben numerosas visitas gracias a los enlaces que les gustaría gravar.

¿Se puede renunciar a este canon?

Pues no, no se podrá porque lo quieren aprobar como un derecho irrenunciable, es decir se cobraría le guste o no al editor. Montarían un ente para cobrar y repartirse ese canon, como el tinglado de la SGAE, y todos sabemos lo bien que funciona este ejemplo y cómo todos hemos salido beneficiados ¿verdad?

Es más el contenido Creative Commons o Copyleft también estaría sujeto a ese canon irrenunciable, pero si no estás en esa asociación no tienes derecho a cobrar. Como el chiringuito de la SGAE.

¿Retiraría google todos los enlaces para no pagar?

Es una duda que tengo, ¿lo haría? ¿así estarían felices los medios afectados? ¿Y los que no queremos (somos mayoría) nos aguantamos sin que se nos enlace?

Por cierto, seríamos el país pionero en cercenar de esta manera el derecho a cita, el resto del mundo mundial ya sabrán de las mentes preclaras que tenemos legislando en este país. Nos copiarán. Seguro. Esto es política de largo plazo.

Lo peor es que al ser irrenunciable, obligaría a los agregadores, buscadores y demás parásitos (según AEDE) a retirar los enlaces de los contenidos en España que puedan estar sujetos a canon, aunque no comulgues con AEDE.

¿Esto mejora nuestra competitividad?

Pues con toda la retailas legislativas que tenemos las empresas y autónomos en España, sumado a los solidarios pagos de impuestos, ahora también tendríamos que soportar la posibilidad de un nuevo gravamen privado.

¿Y las empresas radicadas fuera de España? Muchas ya estaban en ventaja ofreciendo servicios a usuarios españoles, pues ahora cobrarían más ventaja. Mientras aquí tendríamos que mirar a todos lados para no tropezar entre tantas leyes. Si tienes una buena idea un planteamiento que hacen algunos: emigrar.

Y luego se asustan de que viene el coco Ámazon. ¡Pero ya lo arreglarán con otro canon para el Corte Inglés por ejemplo!

Emprender en internet

¿Se aprobará esto?

Espero que finalmente no se apruebe, que gobierno y los que lo respaldan en la oposición no pongan puertas al campo. Espero que no prioricen unas necesidades de una minoría, sobre el interés general. También espero que el HTML siga funcionando con la primera idea con la que se creó, compartir y enlazar las fuentes.

Dicen algunos que se perderá mucho dinero si se aprueba, pero lo que si es verdad es que muchos perderemos oportunidades, utilizar internet como base de tu negocio no está bien visto en España.

No entiendo a este gobierno y a algunos políticos, o son idiotas o mala gente, tengo dudas. Un idiota se hace daño a sí mismo y a los demás, un malo se beneficia a sí mismo y hace daño a los demás.

Al final va a ser verdad que el periodismo (el del malo) es el tercer poder, AEDE está siendo capaz de legislar.

¿Y tú que opinas?

ACTUALIZACIÓN: Esto sigue adelante tras la aprobación por parte del Senado, así que veremos en lo que acaba. En Alemania no les ha ido muy bien con su tasa google, al menos no era irrenunciable y solo han retirado enlaces al "AEDE alemán".

Más información: Coalición Pro Internet
Ilustraciones: pixabay